27 de febrero de 2019

Hábitos perjudiciales para tu coche

Hábitos perjudiciales para tu coche - Fénix Directo Blog
Nuestra manera de conducir y las propias señales de advertencia que nos da nuestro coche, tienen impacto también en nuestro bolsillo.

Seguir unas sencillas recomendaciones para un correcto mantenimiento de tu coche, puede ahorrarte inconvenientes que en un futuro saldrán caros.

Acciones tan comunes como acelerones, frenazos o mantener el embrague presionado, acortan la vida de tu coche.

Si quieres alargar la vida del motor de tu automóvil, es aconsejable evitar los siguientes malos hábitos:
  • Circular con los neumáticos desgastados y una inadecuada presión. Los neumáticos son la parte del vehículo que tiene contacto directo con el asfalto, por eso es muy importante revisarlos bien,  mantener siempre una presión adecuada siguiendo las instrucciones del fabricante. Vigila también el desgaste de la banda de rodadura para saber cuándo es el momento de cambiarlos. 
  • Mantener el pedal de embrague presionado cuando estamos parados. Es muy común utilizarlo para apoyar el pie por descanso o por sentirnos más seguros si tenemos que reaccionar ante cualquier imprevisto. Si abusamos del embrague desgastamos la pieza. Trata de utilizar el embrague solo para cambiar de marcha sin llegar a pisar el pedal a fondo.
  • Dar acelerones. Este hábito es el principal causante de fugas de líquido, rotura de juntas y otros problemas mecánicos como deterioro del motor, los frenos o  la transmisión, averías que pueden llegar a ser bastante costosas.
  • Circular con la reserva de gasolina. Circular con el depósito de gasolina en la reserva es muy perjudicial para el motor de nuestro coche ya que puede dañar el motor al filtrar los residuos de la gasolina que quedan en el fondo de la reserva y dañar las cabezas de los inyectores, provocando una avería de una cuantía considerable. Por eso recomendamos repostar gasolina, sino antes, al menos cuando se activa el piloto luminoso del tablero.
  • Utilizar incorrectamente los frenos. Pisar a fondo el pedal de freno y de manera continuada puede provocar  el desgaste de los discos y el deterioro de las pastillas, con el peligro para la seguridad que esto conlleva. Utiliza marchas cortas en pendientes pronunciadas, haciendo uso del freno del motor siempre que sea posible.
  • Ignorar las luces de advertencias. Si observas una luz en el tablero del salpicadero trata de identificar el problema cuánto antes. Si no conoces el significado de esa luz consulta en el manual del vehículo  o acude a un taller de reparación. Se pone solución con tiempo puedes ahorrar averías graves y costosas.
  • Conducir con altas revoluciones. Con altas revoluciones  se corre el riesgo de dañar las válvulas o el catalizador del vehículo, lo que podría reducir la vida del motor hasta en un 50%. Te recomendamos que mantengas el motor a un límite de 4500 revoluciones  por minuto en caso de los coches diésel y 6500 en caso de los vehículos propulsados por gasolina.
Ante cualquier problema, acude a los talleres excelentes de la red Fénix Directo. Todos han sido seleccionados cuidadosamente por expertos para ofrecerte el mejor servicio, en todo el territorio nacional.

Además, disfrutarás de servicios adicionales totalmente gratuitos como: coche de sustitución, recogida y entrega a domicilio o peritación digital sin esperas.


También te puede interesar





25 de febrero de 2019

¿Sabemos aparcar?

¿Sabemos aparcar?

Aparcar es una de las maniobras que más se “atragantan” a los conductores, incluso a los más aventajados.

Las prisas, la falta de práctica, un mal aprendizaje o el exceso de confianza, son malos compañeros de viaje para conseguir un estacionamiento perfecto.

Cada conductor debe encontrar ‘su’ forma de aparcar. Los expertos aconsejan tener en cuenta estos consejos para ejecutarla correctamente:


  • Señalizar la maniobra así evitaremos crear peligro o entorpecer a otros conductores. 
  • Controlar la velocidad con el embrague.
  • Rectificar la dirección cuando sea necesario.
  • No dejes la  rueda encima de la acera al aparcar, los amortiguadores y los neumáticos pueden dañarse.
  • Adaptarse al espacio disponible, teniendo en cuenta el radio de giro del vehículo.
  • También es importante aparcar en el lugar de la vía adecuada, ya que, si es de sentido único, podremos hacerlo tanto a la derecha como a la  izquierda; pero si tiene doble sentido, solo está permitido aparcar a la derecha, en el sentido de la marcha.
  • Observar lo que ocurre a nuestro alrededor, directamente o a través del espejo para no colisionar con otro vehículo o atropellar a un peatón.
  • Si el espacio te lo permite, intenta dejar un hueco de al menos 80 cm entre coche y coche. Así hay menos probabilidades de que al abrir las puertas golpees o seas golpeado por el conductor de otro coche.
Si el aparcamiento se realiza “lateralmente”, alinearemos el coche con el bordillo, sin alejarnos demasiado o terminaremos lejos de éste. Giraremos completamente el volante en el sentido del lado en el que queremos estacionar, situaremos el coche en el hueco a ocupar y, a partir de ahí existen multitud de “pistas” y “referencias” para cuadrar el vehículo en el lugar elegido, utilizando los espejos o girando la cabeza. 

Si el aparcamiento es en “batería” hay que tener en cuenta que si las líneas de estacionamiento están pintadas inclinadas hacia un lado, tendremos que aparcar de frente. Si son perpendiculares al sentido de la marcha, mejor lo haremos “marcha atrás”, para luego facilitar la visibilidad al salir.

Ya sea tu aparcamiento en batería o lateralmente nunca dejes el coche ocupando dos plazas ya que le estarás quitando un sitio de aparcamiento a otro conductor.

Las pólizas de Fénix Buen Conductor ofrecen la posibilidad de contratar modalidades, que incluyen garantías de Daños Propios.


Más información



FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

22 de febrero de 2019

Conducción eficiente: reducir el gasto de combustible

Conducción eficiente: reducir el gasto de combustible - Fénix Directo Blog

Conducir mejor no sólo aporta beneficios al Medio Ambiente y la salud, también reduce significativamente el gasto de combustible.

Simplemente aplicando una serie de sencillos consejos, se puede ahorrar un 15% de consumo y en la misma proporción, disminuir las emisiones de CO2 y otras sustancias contaminantes a la atmósfera. Un litro de combustible (gasolina o diésel) emite hasta 2,6kg de CO2.

El vehículo agradecerá una conducción eficiente gracias a un menor desgaste en la mecánica.

Y para el conductor, supone más comodidad y seguridad a la hora de circular.

Estos son las principales acciones para conducir de manera eficiente:
  • Iniciar la marcha de forma suave: no acelerar fuerte al arrancar.
  • Primera marcha: sólo se utiliza para salir, hay que cambiar a segunda lo antes posible.
  • Cambios graduales: es conveniente cambiar de marcha entre 1.500 y 2.500 revoluciones si el coche es de gasolina y 1.300-2.000 si es diésel, nunca pisando a fondo el pedal.
  • Usar marchas largas: siempre y cuando no se pierda el control del vehículo, hay que usar marchas largas a bajas revoluciones.
  • Mantener velocidad constante: evitar frenar y acelerar demasiado.
  • Velocidad moderada: subir la velocidad aumenta el consumo.
  • Distancia de seguridad: anticiparse y prever la situación garantiza más seguridad.
  • Freno de motor: en lugar de utilizar el pedal de freno, es aconsejable dejar de acelerar y dejar rodar al vehículo sin reducir la marcha, si es posible.
  • Subidas y bajadas: en cuestas ascendentes hay que acelerar un poco y evitar cambiar de marcha. En bajadas, mejor marchas largas y dejar rodar el coche.

Otras recomendaciones sobre el vehículo y la ruta:
  • Planificar el trayecto con antelación o utilizar apps que advierten del tráfico a tiempo real, también ayudan.
  • Llevar sobrecargado el coche aumenta hasta 40% el consumo y la calefacción hasta 25%.
  • El mantenimiento también es fundamental, el estado de los neumáticos influye de forma directa en el gasto de combustible.
  • Las ventanillas bajadas suponen mayor resistencia y un consumo de 5% más.
Pequeños hábitos, fáciles de adoptar y que a larga se notarán tanto en el bolsillo como en nuestra contribución a reducir la contaminación.

Más información


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

20 de febrero de 2019

Campaña de vigilancia de camiones y autobuses - DGT 2019


Campaña de vigilancia de camiones y autobuses - DGT 2019 - FÉNIX DIRECTO BLOG

Del 18 al 24 de febrero, la DGT (Dirección General de Tráfico) lleva a cabo una campaña especial de vigilancia de vehículos de transporte de personas y mercancías (camiones y autobuses) en todo el territorio nacional.

La campaña se realiza conjuntamente con la organización Internacional de Policías de Tráfico (TISPOL) como parte de su Operación "Truck and Bus".

Estas inspecciones se podrán llevar a cabo en cualquier vía y a cualquier hora, haciendo especial hincapié en lugares donde suelen circular más este tipo de vehículos.

Los controles de carreteras orientados a los vehículos de transporte de mercancías y personas se centrarán en comprobar:
  • La velocidad
  • Horas de conducción y descansos
  • Tacógrafo
  • Exceso de peso
  • Seguridad de la carga transportada o posibles defectos del vehículo
  • Documentación del vehículo y del conductor
  • Posible consumo alcohol y drogas
  • Uso del cinturón de seguridad

Los vehículos de más de 3.500 kg de masa máxima autorizada estuvieron implicados en algo más de 6.000 accidentes con víctimas y 364 fallecidos en 2017, tanto ocupantes como terceros y la mayoría se produjo en vías interurbanas. las furgonetas estuvieron implicadas en 11.150 accidentes con víctimas en las que fallecieron 243 personas.

La principal causa de siniestralidad son las distracciones y la mayoría de accidentes con víctimas y fallecidos en los que hay implicados camiones, ocurrió en vías interurbanas.

En caso de detectar y aplicar sanciones a los conductores profesionales, la DGT se lo comunicará a la Dirección General de Transporte Terrestre para que investigue posibles reincidencias, actúe en consecuencia y las empresas responsables sean debidamente castigadas, incluso cesando su actividad en los casos más graves.

¿Cómo actuar si conducimos un camión o autobús?
  • Abrocharse siempre el cinturón de seguridad y si hay pasajeros, asegurarse de que también lo hacen.
  • Hacer un mantenimiento adecuado del vehículo y las revisiones oportunas.
  • Respetar la distancia de seguridad, los límites de velocidad y las señales de tráfico.
  • Evitar distracciones con el GPS o el móvil cuando se conduce.
  • Mucha precaución con el resto de vehículos, especialmente los más pequeños y vulnerables como motos, ciclomotores o bicicletas.


Más información


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

18 de febrero de 2019

Consumo real del coche y consumo oficial homologado

consumo coche
Según diferentes estudios, se revela que existen notables diferencias entre el consumo real de un coche y el consumo oficial.

En los coches diésel puede suponer hasta un 29% de diferencia y en gasolina en torno a un 21%.

¿Por qué el consumo real del coche no coincide con el consumo oficial homologado y establecido por la normativa europea?

Conocer cuánto gasta el coche es uno de los aspectos que los compradores tenemos en cuenta a la hora de tomar una decisión sobre qué marca modelo adquirir.

No obstante, estas cifras comunicadas por el fabricante están basadas en tests realizados en laboratorios, donde se somete a los automóviles a una serie de pruebas desarrolladas por la Federación Internacional de Automovilismo.

Para hacer los cálculos, los expertos efectúan una simulación de conducción en carretera, en casco urbano, así como la combinación de ambos, tratando de imitar las condiciones de circulación y haciendo una ponderación de los resultados.

Sin embargo, el consumo real de un vehículo tiene mucho que ver con la forma de conducir, y en la práctica se ve afectado por los hábitos del conductor y otros factores externos como la climatología.

Para reducir la factura de combustible, ya sea diésel o gasolina, debemos tener en cuenta aspectos como:
  • La carga que transportamos
  • Las marchas utilizadas
  • Regular correctamente el aire acondicionado y las ventanillas del coche
  • Comprobar habitualmente la presión de los neumáticos así como su desgaste

Estos consejos ayudarán a reducir el consumo:
  • Circula a una velocidad moderada y constante. Conducir a velocidades elevadas aumenta significativamente el consumo de combustible.
  • Apaga el motor cuando vayas a estar detenido más de un minuto, utiliza marchas largas, evita acelerones y frenazos.
  • En contra de algunas teorías, tampoco es necesario que calientes el motor antes de empezar a conducir.

Más información


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto