Mostrando entradas con la etiqueta sistemas de seguridad activa. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta sistemas de seguridad activa. Mostrar todas las entradas

11 de junio de 2018

Sistemas de Asistencia a la Conducción avanzados

Los denominados ADAS de sus siglas en inglés Advanced Driver Assitance Systems, son los sistemas de seguridad más avanzados que ya se incorporan en muchos de los vehículos nuevos y que cada día contribuyen a salvar vidas.

La labor de las administraciones y los avances en el campo de la electrónica ha provocado la "democratización" de estos sistemas que hasta hace poco únicamente se empleaban en modelos de alta gama.

Estos sistemas son capaces de reducir notablemente las posibilidades de que se produzca un accidente y en caso de que se produzca, reducirá notablemente los daños. Estos son los más populares:
  • Alerta de tráfico cruzado: detecta la posible existencia de vehículos cuando se emplea la marcha atrás del vehículo.
  • Alerta de ocupración de plazas traseras: monitoriza los asientos traseros detectando si hay pasajeros y alertando al conductor antes de abandonar el vehículo. 
  • Aparcamiento por control remoto: permite aparcar el coche desde fuera del vehículo empleando un mando a distancia.
  • Asistente de aparcamiento automático: permite aparcar sin que el conductor tenga que mover el volante. 
  • Asistente de cambio y mantenimiento de carril: vigila mediante sensores de radar el ángulo muerto y la zona posterior del vehículo. En algunos casos es incluso capaz de retomar la trayectoria correcta en caso de que el conductor ignore las alertas.
  • Asistente de visión nocturna: emplea una cámara térmica para mostrar la distrubución del calor delante del vehículo siendo capaz de detectar objetos, animales y/o personas existentes en la calzada.
  • Aviso de colisión frontal con detección de ciclistas y peatones: analiza todos los objetos situados en la parte delantera del vehículo en un radio de 150 metros. En caso de predecir un impacto inminente, prepara los frenos para detener el vehículo.
  • Ayuda de arranque en pendiente y control de descenso en pendiente: activa el ABS en pendientes superiores al 3%, lo que permite al conductor pasar con facilidad del freno al acelerador sin que el vehículo caiga marcha atrás.
  • Reconocimiento de señales: una cámara permite reconocer y procesar la siguiente información: señales de tráfico reconocidas, información del equipo y datos actuales del vehículo.
  • Cámara de marcha atrás: una cámara instalada en la parte trasera que permite detectar vehículos al activar la marcha atrás. 
  • Control antivuelco: en caso de detectarse riesgo de vuelco, reduce de forma automática la velocidad.
  • Control gestual: permiten activar diferentes sistemas en la pantalla del salpicadero a través de gestos.
  • Control de crucero adaptativo: un sensor de radar es capaz de detectar la presencia de los vehículos precedentes para mantener la distancia de forma constante.
  • Control de la presión de los neumáticos: emite un aviso cuando se detecta que la presión de los neumáticos no es adecuada.
  • Control predictivo del motor: adapta la marcha del vehículo a la topografía de la ruta empleando la ubicación vía satélite y un mapa de carreteras en 3D.
  • Detección de otros vehículos al abrir la puerta: avisan cuando detectan que otro vehículo se aproxima por detrás.
  • Detección de salida de la calzada: detecta si el coche sufre un accidente y se sale de la calzada activando de forma automática todos los dispositivos necesarios para reducir los posibles daños: tensa los cinturones, activa un sistema de detección de impactos, etc
  • Asistente de maniobras con remolque: ayuda a circular marcha atrás cuando se conduce con remolque.
  • Detector de fatiga: analiza el comportamiento de la conducción advirtiendo al conductor cuando detecta indicios de pérdida de atención.
  • Faros antiniebla con iluminación en curva: iluminan las cunetas aumentando el control sobre el entorno.
  • Frenado de emergencia por colisión: se activa de forma instantánea en caso de accidente, minimiza los posibles daños en caso de que el conductor pierda el control del vehículo.
  • Proyección de parabrisas de información relevante: proyecta los datos sobre el parabrisas evitando que el conductor desvíe su mirada durante la conducción.
  • Regulación dinámica de las luces de carretera: es un sistema capaz de detectar qué luces deben emplearse en cada momento en función de los coches que circulen en sentido contrario.
  • Sistema proactivo de protección de ocupantes: es capaz de detectar si se produce una situación de emergencia preparando el vehículo y los sistemas de colisión de los ocupantes ente una posible colisión. 
  • Llamada de urgencia y asistencia localizada: al pulsar el botón SOS el vehículo contacta telemáticamente con una plataforma de asistencia.


Más información

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

10 de marzo de 2017

Sistema de frenado de emergencia obligatoria

La agencia nacional de seguridad de Tráfico en Carretera de los Estados Unidos (NHTSA) ha anunciado hace unas semanas un acuerdo entre veinte fabricantes de coches del país para dotar sus vehículos con sistema de frenado de emergencia de forma obligatoria a partir del 01 de Septiembre de 2022.

¿Qué es el sistema de frenado de emergencia o AEB?

AEB (abreviatura del término inglés Autonomous Emergency Braking) es un sistema de seguridad activa de los vehículos capaz de reducir la velocidad de forma autónoma tras detectar un obstáculo en la vía.

Este sistema inteligente de seguridad funciona a través de radares, sensores y cámaras que identifican peatones, vehículos u otros elementos de la vía como señales de tráfico que pueden provocar  una colisión inminente. El sistema responde a estos factores a través de la activación de los frenos para inmovilizar el vehículo.


El conductor puede desactivar el sistema AEB realizando alguna maniobra como mover la dirección o pisar los pedales de freno.

El sistema de frenado de emergencia funciona a través del reconocimiento de la vía a diez metros por delante de nuestro coche.  Si de forma repentina alteramos nuestra velocidad, el sistema AEB frenará automáticamente.

La asociación de consumidores americana (Consumer Reports) monitorizará este compromiso supervisando su aplicación en los vehículos cumpliendo lo acordado.

Según las estimaciones de la organización americana Insurance Institute for Highway Safety (IIHS) la puesta en marcha de esta iniciativa podría prevenir 28000 colisiones y 12000 heridos por accidentes de tráfico.

Pero no solo el sistema AEB cobra importancia en Estados Unidos; en Europa, a través de sus pruebas de seguridad de EuroNCAP, vehículos pesados tienen la obligación de llevar instalado este nuevo sistema.

Se tiene muy en cuenta este sistema de seguridad activa de los vehículos para otorgar sus puntuaciones ya que miden el rendimiento de protección del vehículo en caso de impacto por colisión. En la actualidad solamente los

Además del sistema de seguridad de emergencia hay otros elementos de seguridad activa como la iluminación, los sistemas de control de estabilidad o anti vuelcos, los neumáticos o los sistemas de dirección y suspensión que proporcionan mayor estabilidad a nuestro vehículo cuando estamos circulando y reducen la probabilidad de colisiones o accidentes.

Otros enlaces de interés


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

6 de febrero de 2014

Mantenimiento de los frenos

Pastilla de freno y rueda. Blog de Fenix Directo
Las pastillas de freno son un elemento fundamental para seguridad del vehículo, pues de su correcto funcionamiento depende que podamos desacelerar el coche o detenerlo de una forma rápida y precisa. Cuando se trata de eficacia de frenada no escatimes, pues puedes comprometer seriamente la seguridad de automóvil.

Debes revisar y reemplazar las pastillas de freno de forma regular, al menos una vez al año o cada 15.000 km. Incluso aunque no hagan ruido o presenten otros signos de desgaste.

Por el hecho de ejercer presión sobre el disco para detener el coche, las pastillas de freno se ven se sometidas a una elevada fricción, lo que provoca que se desgasten.

Su uso continuado, al frenar o con la activación de sistemas de seguridad activa como el ABS (Antibloqueo de frenos), TCS (Control de tracción), ESP (control de estabilidad) etc. hace que las pastillas pierdan eficacia porque se endurecen y/o cristalizan. Si observas que la distancia de frenada aumenta o es menos efectiva, es momento de cambiarlas. También si al frenar oyes un ruido chirriante, pues esto es una alerta que nos indica que están a punto de gastarse y que su fiabilidad ya no es del 100%.

Hay diferentes tipos de pastillas de freno:

  • Metálicas o semi-metálicas: Contienen materiales de fricción (hierro, cobre, acero). Son más duraderas que otro tipo de pastillas, pero también más ruidosas y desgastan los rotores con más facilidad.
  • Cerámicas: Son algo más caras que las de metal y hacen menos ruido. Están hechas de un compuesto de fibra y cobre, y proporcionan una buena garantía de frenado.
  • Orgánicas: Este tipo de pastillas necesitan un rodaje al principio, para lo que deberemos efectuar pequeñas frenadas. Contienen materiales comunes y generan menos calor que las metálicas. Garantizan fiabilidad de frenaba sin deteriorar los rotores.

En la revisión anual de tu coche se examinan todos los elementos que intervienen en el proceso de frenada, como los discos o el líquido de freno. Es conveniente cambiar los discos de freno cada dos cambios de las pastillas, y en cuanto al líquido de freno lo ideal es sustituirlo cada dos años o 30.000 km.

Y recuerda, la revisión y el mantenimiento de tu vehículo es la mejor prevención. Para una mejor conservación evita frenadas bruscas adecuando siempre la conducción al tipo de vía y los límites de velocidad.

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto