Mostrando entradas con la etiqueta peso. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta peso. Mostrar todas las entradas

5 de marzo de 2018

Decálogo de medidas sobre seguridad vial infantil

Decálogo de seguridad vial infantil - DGT - FÉNIX DIRECTO BLOG

La pasada semana se celebró la asamblea general de la Alianza Española por la Seguridad Vial Infantil (AESVI , constituida en 2017) y en ella se aprobaron diez medidas fundamentales para mejorar la seguridad en los desplazamientos de menores en vehículos.

La alianza está formada tanto por fabricantes de sillitas o importadores, como clubes del automóvil, universidades, pediatras, urgencias, la Asociación Nacional de Matronas, el Servei Catalá del Transit, la Dirección de Tráfico del País Vasco, consumidores, la Asociación Nacional de Seguridad Infantil, la CEAPA y las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado y también la DGT.

Ante la necesidad de proteger de una manera más eficaz a un colectivo vulnerable como son los menores, la DGT propuso elaborar esta serie de medidas en conjunto con todas las partes que intervienen directa o indirectamente en la seguridad vial infantil, con el objetivo de unificar y armonizar lo que había hasta el momento para transmitir un mensaje claro y eficaz.

De esta forma han conseguido reunir por primera vez en España a todos los implicados en esta materia.

Le decálogo contiene tanto normas ya establecidas, como recomendaciones, consejos y algunas nuevas advertencias:
  1. Los menores que viajen en un vehículo y midan menos de 1,35m tienen que ir siempre con un sistema de retención infantil (SRI) conforme a su peso/edad. Nunca hay que dejar a un menor solo en el interior del vehículo.
    1. El SRI tiene que ser homologado.
    2. Hay que comprar la sillita sólo en comercios especializados donde te puedan asesorar sobre características e instalación.
    3. En caso de accidente, la sillita se debe cambiar. Nunca hay que adquirir sillitas de segunda mano ni aceptar las que se han usado durante mucho tiempo.
    4. Muy importante comprobar que el sistema de anclaje sea el que tiene el vehículo.
    5. Es preferible instalar la sillita en la parte central de atrás y siempre situarse en el lado seguro de la vía para colocar al menor (acera por ejemplo)
    6. La forma más segura de colocar la silla es en el sentido contrario a la marcha, pero sigue siempre las indicaciones e instrucciones del fabricante.
    7. Para menores de mayor altura, se aconseja que las sillas tengan respaldo hasta que midan 1,35m , para aumentar la protección ante impactos laterales.
    8. No hay que dejar nunca objetos o mascotas sueltas en el vehículo, porque en caso de impacto son como proyectiles.
    9. En caso de accidente, hay que sacar al menor en su sillita, nunca en brazos.
    Todas estas medidas se encuentran en la Estrategia de Seguridad Vial 2010-2020 establecida por la DGT con el objetivo de “Cero niños fallecidos sin sistemas de retención infantil”.

    Usar de forma correcta los SRI reduce hasta un 80% el riesgo de lesiones en caso de accidente.


    Más información




    FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

    7 de diciembre de 2016

    Bebés y niños en taxi ¿pueden ir sin sillita?

    Bebés y niños en taxi ¿pueden ir sin sillita?

    Está más que probado y demostrado que los SRI (Sistemas de Retención Infantil) reducen la mortalidad un 75% y un 90% las lesiones del menor. Por eso, su uso en España es obligatorio hasta 1,35 metros de altura en trayectos urbanos e interurbanos.

    Según el peso/edad/ altura del bebé o niño, necesita un tipo de sillita u otro, ya sea con sujeción por cinturón o con sistema Isofix. Puedes consultar aquí los tipos de SRI y cómo elegir el más adecuado para tu niña/o.

    Hay 4 puntos básicos a tener en cuenta respecto a la seguridad de los menores en coche:
    • Por debajo de 1,35m de altura, deben siempre viajar detrás con su sillita correspondiente. Sólo si están ocupados todos los asientos traseros por otros menores o se trata de un vehículo biplaza, pueden viajar delante, pero también con SRI.
    • Las sillas se montan en la dirección que indique el fabricante. No hay obligatoriedad de hacerlo en un sentido u otro, sólo hay que ceñirse a las instrucciones de colocación, si bien se recomienda colocarla en sentido contrario a la marcha el mayor tiempo posible. Hay una excepción: si se monta en el asiento delantero y el airbag está activado, no se puede colocar en sentido contrario a la marcha. Normalmente, las sillas de los grupos 0 y 0+ (hasta 13kg de peso) siempre se instalan contrarias a la marcha y los grupos 1, 2 y 3 hacia delante.
    • En vehículos de más de 9 plazas el conductor o responsable del vehículo debe informar a todos los ocupantes mediante letreros o distintivos audiovisuales, la obligatoriedad de abrocharse el cinturón.
    • Para taxi, la norma es aplicable igual que en el resto de vehículos, con la salvedad de que en trayectos exclusivamente dentro de ciudad, los menores pueden ir en la parte trasera de los taxis sin sistema de retención. Si el trayecto incluye algún tramo fuera del núcleo urbano, no estaría permitido y si se incumple, el responsable es el padre/madre o tutor del menor en ese momento, no el taxista.
    Si bien la norma tiene esa excepción, la AEP (Comité de Seguridad y Prevención de Lesiones en la infancia) recomienda que los menores de altura inferior a 1,35m viajen siempre con su sillita, aunque sea en taxi por núcleo urbano y solicitar siempre que sea posible, un taxi que tenga SRI o llevar nuestra propia silla.

    Para menores que ya superen la altura y puedan viajar sin sillita, hay que vigilar la correcta colocación del cinturón.

    Seguridad ante todo, y más si se trata de los más vulnerables de la casa. Toda precaución es poca.


    Más información


    FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

    8 de agosto de 2013

    Cargar bien el maletero

    Fénix Directo te aconseja cómo cargar bien el maletero
    En épocas vacacionales, sobre todo en la estival, se concentra el mayor número de desplazamientos largos con el consecuente traslado de equipaje.

    Un factor vital para circular con seguridad es la correcta carga del vehículo, ya que el comportamiento del coche varía en función de la misma. Colocar los bultos adecuadamente afecta de manera positiva a:
    • La estabilidad en curvas y giros.
    • La capacidad de aceleración y por tanto, adelantamientos.
    • La potencia del vehículo y un consiguiente ahorro en combustible.
    • La distancia de frenado.
    Sin prisa y priorizando

    Hay que tomarse el tiempo necesario para colocar todo, con paciencia e incluso probando diferentes combinaciones. Es importante elegir bien los bultos, llevar sólo el equipaje imprescindible y no elementos innecesarios, optimizando el espacio del vehículo.

    Distribución

    Lo ideal es distribuir de manera equilibrada lo pesado y lo ligero, tanto horizontal como verticalmente. Lo más pesado debe ir abajo, de base y al fondo, preferiblemente elementos rígidos y lo más ligero encima para que afecte lo menos posible a la estabilidad del vehículo.

    Sujeción

    Además de una buena colocación, es fundamental la sujeción. Hay vehículos que incorporan redes o bandas elásticas, pero si no es el caso, puedes usar unos pulpos de goma, son fáciles de encontrar y su precio no es elevado.

    Interior del vehículo

    NO coloques equipaje en la zona de pasajeros. Cualquier bulto, por muy pequeño que sea, es un peligroso proyectil en caso de frenada ya que los objetos sueltos multiplican su peso, además de suponer una distracción. La bandeja trasera debe ir despejada para tener buena visibilidad.

    Carga extra

    Si consideras que necesitas cargar algo más y no cabe en el maletero, lo mejor es utilizar un cofre de techo, es más seguro que una baca. A más altura y peso, la resistencia del coche aumenta, así que se debe mantener al mínimo y firmemente sujeta.

    Merece especial atención el transporte de bicicletas, se suelen enganchar las ruedas con cintas ajustables y la barra diagonal del cuadro, prestando especial atención a ésta última y fijándola bien. Asegúrate de quitar todos los accesorios que puedan caerse (botella de agua, inflador, bolsa, etc).

    Ajustes posteriores

    Una vez esté todo listo, hay que revisar la presión de los neumáticos, teniendo en cuenta la carga y el número de ocupantes. Normalmente es entre 1 y 3 décimas superior a sin carga y siempre hay que hacerlo en frío.

    Hay coches que también permiten la regulación en altura de las luces para no deslumbrar al contrario. Normalmente se hace de forma manual, pero algunos modelos tienen esta función automática.

    Precaución en la carretera y feliz viaje.

    También te puede interesar:

    > Puesta a punto del vehículo
    > Callejero
    > Ventajas exclusivas para clientes


    FÉNIX DIRECTO ® Seguros

    TRADUCIR

    Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto