Mostrando entradas con la etiqueta circulación. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta circulación. Mostrar todas las entradas

16 de mayo de 2014

Dudas frecuentes sobre la reforma de la Ley de Tráfico 2014

Dudas sobre reforma ley de tráfico 2014

El pasado 9 de Mayo entró en vigor la Reforma de la Ley de Seguridad Vial y os contamos aquí los cambios más destacados. A raiz de las novedades, han surgido dudas en relación a las diferentes áreas afectadas por la reforma, por ejemplo en temas de velocidad o infracciones.

Uno de los más comentados es la circulación a 130km/h en algunos tramos, que no ha sido aprobada en esta reforma y la limitación sigue siendo 120km/h. Hasta una futura revisión del texto, no está permitido sobrepasar este límite.

A continuación despejamos algunas de estas cuestiones:

VELOCIDAD Y RADARES
  • Un avisador de radar informa de la posición aproximada de estos dispositivos de acuerdo a una base de datos. Están permitidos.
  • Un detector capta la localización de los radares. Ahora se multa su uso con 200€ y 3 puntos del carnet.
  • Los inhibidores anulan o modifican el funcionamiento del radar. Multa de 6.000€ y 6 puntos menos.
DROGAS, ALCOHOL Y MEDICAMENTOS
  • 1.000€ de multa por circular con drogas presentes en el organismo, salvo que sea por prescripción facultativa o medicamentos con fines terapéuticos.
  • Los peatones no podrán ser sancionados por alcoholemia.
BICICLETAS
  • El casco para menores de 16 años es siempre obligatorio, incluso en bicis con ruedines o circulando por parques, con multa de 200€ si se incumple.
  • Nunca se inmovilizará una bicicleta, sólo se multa a su conductor.
  • No se puede adelantar a ciclistas si otros vienen en sentido contrario cuando suponga un peligro para la seguridad.
OTROS
  • La pérdida de combustible no se considera infracción, salvo que sea específicamente la carga que se transporte, en ese caso será infracción técnica.
Para otras dudas o ampliar la información de la nueva ley, te dejamos unos enlaces más abajo.

Recuerda siempre circular con precaución y tomar todas las medidas de seguridad posibles antes de iniciar un viaje.

Más información:

> BOE

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí


8 de noviembre de 2013

Adelantamientos seguros, ¿cómo realizar la maniobra?

Maniobra de adelantamiento - Fénix Directo

Cuando adelantamos, ponemos en práctica una maniobra en la que nos disponemos a rebasar al vehículo que se encuentra justo delante nuestra y que circula a menos velocidad. Antes de iniciar este movimiento, habrá que cerciorarse de las condiciones y situación de la vía para proceder a realizar el adelantamiento con total seguridad.

Indistintamente del tipo de vía por la que circulemos, ya sea autovía, autopista o carretera convencional de doble sentido, tendremos que tener en cuenta una serie de cosas:



- No nos posicionaremos cerca del vehículo que circula delante nuestra, ya que aparte de estar cometiendo una infracción, no dispondremos del ángulo de visibilidad necesario y nuestro campo de visión se verá reducido.

- Comprobaremos siempre  los espejos retrovisores viendo que ningún otro vehículo se encuentre realizando la misma maniobra ni que circule por el carril izquierdo a mayor velocidad que nosotros.

- Una vez sobrepasado el vehículo, dejaremos distancia suficiente entre ambos al incorporarnos de nuevo al carril derecho, observando por los retrovisores que la figura del coche adelantado se encuentra a una distancia prudente del nuestro.

- El adelantamiento en sí lo haremos de forma gradual, evitando que el resto de conductores tenga que modificar su trayectoria o aminorar la marcha.

¿Cómo efectuar la maniobra?

  • Rápidamente
  • Con decisión
  • Sin realizar movimientos bruscos
  • Acelerando y en la marcha adecuada
  • Informando mediante los indicadores de dirección nuestro desplazamiento
  • Manteniendo la distancia de seguridad
  • Siempre por el carril izquierdo, a una velocidad y distancia adecuada del otro vehículo, que finalmente quedará a nuestra derecha
  • Asegurándonos de que disponemos de la visibilidad adecuada antes de iniciar el adelantamiento
  • Cerciorándonos de que la llevamos a cabo en los tramos en los que la señalización lo permite

Excepciones

En los casos en los que vayamos a adelantar fuera de poblado a vehículos de dos ruedas, peatones o vehículos de tracción animal, tendremos que dejar más distancia de seguridad lateral (como mínimo 1,5 metros) invadiendo una mayor parte del carril contiguo. Además, no debemos olvidar que no está permitido adelantar cuando nos encontramos en pasos a nivel, intersecciones, puentes, curvas, túneles, pasos de peatones y cambios de rasante.

Si somos nosotros el vehículo adelantado, intentaremos, en la medida de lo posible, ajustarnos al borde derecho de la calzada. Nunca aumentaremos la velocidad sino que mantendremos el ritmo que llevamos para facilitar la maniobra y no entorpecer al otro vehículo.

Una vez interiorizados estos consejos, no tendremos que pensar en la maniobra de adelantamiento como un momento de tensión al volante sino que podremos aprovechar para poner en práctica estas medidas disfrutando de una conducción segura.

FÉNIX DIRECTO ® Seguros

6 de noviembre de 2013

Conducir por ciudad

Conducción urbana - Fénix Directo
A diario, muchos de nosotros nos desplazamos con nuestro vehículo por ciudad y la mayoría de las veces, suele ser en más de una ocasión. Posiblemente en horas puntas al entrar y salir del trabajo, viviendo algún atasco que otro o tal vez en otros momentos en los que, sin embargo, nos es posible desplazarnos con más tranquilidad y con un tráfico más fluido. El hecho de conducir por ciudad se caracteriza por una serie de factores, propios de estas zonas céntricas, ante los que podemos encontrarnos. Te presentamos algunos de estos escenarios y también posibles consejos para mejorar la circulación por zona urbana.


Factores con los que podemos encontrarnos en zonas urbanas:

  • Limitación de velocidad. En ciudad, la limitación de velocidad está fijada en 50 km/h pudiendo esta reducirse a 30 o 20 km/h en zonas específicas. Como conductores, no mostraremos una actitud impaciente al volante sino que respetaremos la velocidad así establecida. Bien sabemos que la seguridad es lo que prima en todo momento.
  • Semáforos. Los dispositivos lumínicos son básicos para regular el tráfico en las intersecciones. Siempre será obligatorio cumplir con las órdenes que estas señalizaciones nos indiquen o, en su defecto y en caso de encontrarse averiados, con las de los agentes que regulen el tráfico en ese momento.
  • Zonas residenciales. Como comentábamos anteriormente, las zonas residenciales serán un tipo de zona urbana en la que deberemos tener más cuidado por el tránsito que ésta presenta ya que tienen prioridad los peatones. La velocidad se reducirá en estos casos a 20 km/h.
  • Cruces de calles, señales de stop y ceda el paso. Se trata de zonas en las que vamos a encontrarnos con señales verticales u horizontales e incluso señales de advertencia sobre la calzada. Si no hubiera ninguna presente, pondremos en práctica las preferencias que, en cada caso, indique el Reglamento General de Circulación.
  • Glorietas o plazas de circulación giratoria. Son espacios muy comunes en ciudad que normalmente no están regulados por semáforos. En este sentido, respetaremos los carriles por los que tenemos que circular sin entorpecer al resto de vehículos y sin realizar maniobras que presenten un peligro para los demás usuarios de la rotonda.

Cómo podemos mejorar  nuestra conducción por ciudad:

  • Prestando atención a muchos más factores. Puesto que nos encontramos en ciudad, el entorno es más variado: bicicletas, motos, coches, metro ligero, tranvía, taxis, autobuses, vehículos de mantenimiento, etc. Por este motivo, cuando circulemos por zona urbana tendremos que estar concentrados al máximo para poder reaccionar a tiempo en caso de encontrarnos ante alguna situación inesperada. La atención es fundamental.
  • Haciendo uso de los espejos retrovisores las veces que sean necesarias. Hacer siempre un uso correcto de los retrovisores en cualquier zona por la que circulemos. En ciudad, prestar aún más atención asegurándonos en varias ocasiones de que no venga ningún coche o moto por alguno de nuestros laterales. A la hora de querer cambiar de carril, recordar las «zonas ciegas» y el ángulo muerto del espejo, revisando bien la situación que se nos presenta a nuestro alrededor.
  • Respetando las intersecciones. Aminorando la marcha y teniendo muy en cuenta que al encontrarnos en ciudad estamos expuestos a muchos cruces de calles con sus correspondientes pasos de cebra y un mayor número de peatones. Reduciendo la velocidad, reduciremos al mismo tiempo el riesgo de colisión.
  • Señalizando nuestras maniobras con suficiente tiempo de antelación. Al girar o cambiar de carril, señalizaremos siempre con suficiente antelación para informar al resto de conductores sobre los movimientos y direcciones que vamos tomando.
  • Facilitando las incorporaciones al resto de usuarios de la vía, respetando la señalización y siendo flexibles con los demás conductores..

Siguiendo estos consejos y sin olvidar la importancia de la atención y concentración al volante, podremos hacer de la conducción por ciudad una actividad amena, agradable y, ante todo, segura.

FÉNIX DIRECTO ® Seguros

18 de septiembre de 2013

Circula en bici de forma segura

Bicicletas y ecomovilidad - Fénix Directo

Con motivo de la Semana Europea de la Movilidad 2013, que está teniendo lugar desde el pasado lunes 16 hasta el próximo domingo 22 de septiembre, la DGT ha lanzado una nueva campaña informativa relacionada con el uso de la bicicleta. Muchos son ya los que se plantean la bici como medio de transporte ya que te proporciona un desplazamiento cómodo, ágil y rápido. Bajo el lema «Muévete por un aire más limpio», la SEM promueve esta idea con el fin de vivir, al menos por unos días, rodeados de un ambiente más sano y ecológico.


Ya que la bici ha pasado de usarse exclusivamente como elemento deportivo a considerarse un medio de transporte más, lo que se pretende es concienciar a todos los ciudadanos del aumento de ciclistas que puede observarse en las distintas ciudades españolas. A su vez, se informa sobre las precauciones que debemos tomar a la hora de compartir lugares en los que circulemos todos juntos.

Como bien sabemos, los ciclistas son los usuarios de la vía que pueden estar más expuestos. Por tanto, el resto de conductores tendremos que tener más precaución a la hora de desplazarnos y maniobrar siguiendo una serie de normas para que exista cierta armonía en la circulación. Del mismo modo, habrá que dar mucha importancia a una serie de factores antes de montar en bici. Sin duda alguna, es importante ver correctamente y ser vistos en todo momento; para ello, habrá que llevar un equipamiento adecuado. El ciclista es uno más en los desplazamientos diarios, por lo que ofrecemos unos breves consejos que pueden mejorar la fluidez del tráfico y ayudar en lo que a términos de comodidad se refiere.

  • Todo ciclista ha de respetar la Ley de Tráfico y sus normas como cualquier otro conductor. Algunos ejemplos pueden ser: cumplir en todo momento con las indicaciones de las distintas señales de tráfico y semáforos, no llevar auriculares que dificulten nuestra percepción auditiva y no hacer uso del teléfono móvil.
  • Serán necesarios ciertos accesorios para viajar de forma más segura afianzando el equipamiento de tu bici. Si nuestra bicicleta no dispone de ellos, es posible añadir, de forma adicional y voluntaria, un retrovisor y un timbre para tener más control en cualquier situación que pueda surgir. Por el contrario, son de uso obligado el casco, las luces y los elementos reflectantes (chaleco, bandas, brazaletes, mochila). Estos últimos los utilizaremos cuando la visibilidad sea reducida, mientras que el casco es obligatorio en todo momento.
  • Como posibles consejos, te recomendamos elegir un sillín cómodo y un manillar ajustable que se adapten a tu postura y disposición corporal, utilizar el carril bici, no circular por zonas peatonales…

A día de hoy podemos comprobar que el tráfico ha cambiado. Ahora será posible encontrarnos con conductores de coche o moto, peatones y con esta gran mayoría de ciclistas que ya suman los dos millones y medio de personas aproximadamente.

Aunque el estilo y modo de conducción de una bicicleta pueda ser algo distinto, se trata de un vehículo más con las mismas obligaciones. Es por ello que esta campaña defiende el respeto entre todos los transeúntes de la vía, entendiendo que, ir en bici puede tener ventajas tales como evitar posibles atascos y desplazarnos de forma saludable a la vez que divertida.

También te puede interesar:

> Semana Europea de la Movilidad 2013

> El futuro viaja en bici; claves para la convivencia

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

28 de agosto de 2013

Señalización de calle residencial – Señal S-28

Señal S-28
Algunos conductores desconocen el mensaje de la señal S-28 o señal de calle residencial.

La señal de calle residencial identifica las zonas de circulación con prioridad para los peatones.

En estas calles, se aplican normas especiales de circulación.

Señal vertical cuadrada con fondo azul y varios iconos de color blanco que indica las zonas de circulación especialmente acondicionadas que están destinadas en primer lugar a los peatones y, en las que se aplican las siguientes normas especiales de circulación:
  • La velocidad máxima de los vehículos no puede exceder los 20 km/h.
  • Los conductores deben conceder prioridad a los peatones.
  • Los vehículos sólo pueden estacionarse en los lugares designados por señales o marcas viales.
  • Los peatones pueden utilizar toda la zona de circulación, pero no deben estorbar a los conductores.
  • Los juegos y deportes están autorizados en la vía.
El fin de calle residencial se indica mediante la señal S-29 que es una señal idéntica pero cruzada con una raya roja. Cuando se rebasa la señal de fin de calle residencial, se aplican de nuevo las normas generales de circulación.

En aquellos lugares donde existen calles residenciales con prioridad para los peatones, el conductor debe estar siempre preparado para encontrarse transeúntes en la calzada. No hay que olvidar que los peatones tienen siempre la prioridad, que se pueden desplazar de un modo imprevisto y que tal vez no vean al vehículo. Por ello, es siempre recomendable adaptar la velocidad, mantener una distancia apropiada y, al aproximarse a los peatones, adoptar las precauciones necesarias para su seguridad, especialmente cuando se trate de niños, ancianos o personas con movilidad reducida.

Los peatones son el elemento más frágil y débil de la circulación y su seguridad depende en gran medida del comportamiento de los conductores.


Más información



24 de julio de 2013

Distancia de seguridad


Fénix Directo Blog - Distancia de seguridad
Con motivo de las vacaciones de verano, todo conductor debe tener en cuenta distintos factores al ponerse al volante del coche, ya se trate de un trayecto corto o de un viaje de distancia superior. Por ello, habrá que tomar una serie de precauciones. Una de las más importantes es guardar la distancia de seguridad.

Si tenemos en cuenta que los desplazamientos durante esta temporada del año suelen ser masivos en España, en primer lugar, es necesario respetar las señales de tráfico y la limitación de velocidad establecida para cada tramo.

Los límites de velocidad actuales para coche y moto se sitúan en:
  • 120 km/h para autovías y autopistas.
  • 90 km/h en carreteras convencionales sin arcén.
  • 50 km/h en zona urbana.
Además de respetar estos límites y según el área donde nos encontremos, tendremos que adaptar la velocidad a cada situación concreta, a cómo se encuentre la circulación en ese preciso instante y al tipo de vía por la que conduzcamos. De esta manera, seremos capaces de reaccionar con suficiente margen en caso de encontrarnos ante una situación imprevista.

Entendemos por distancia de seguridad el espacio que existe entre un vehículo y el que le precede. Esta distancia nos permite una frenada con antelación que evita la colisión con el vehículo de delante. Con el fin de poder guardarla de forma adecuada, la Regla del Cuadrado nos informa al respecto:

Si tomamos como ejemplo los 50 km/h, eliminando la última cifra y multiplicando la que resta por sí misma, obtenemos la distancia de forma sencilla: 5x5 = 25. Por tanto, habrá que mantener 25 metros de distancia con el vehículo anterior y así sucesivamente: a 90 km/h: 9x9 = 81m, a 100 km/h: 10x10 = 100m y a 120 km/h: 12x12 = 144m.

Estas cifras se duplicarán en los casos en que circulemos por carreteras mojadas debido a la lluvia. Luego, a 50 km/h, 50m; a 90 km/h, 162m; a 100km/h, 200m y a 120km/h, 288m.

Otros posibles consejos a la hora de viajar son: parar para descansar cada 2 horas o 200km recorridos y el uso de las luces de cruce durante el día facilitando la visibilidad de nuestro vehículo al circular.



También te puede interesar




FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

26 de septiembre de 2012

Bicicletas y coches, reglas para convivir


bicis y coches
Cuando circules con tu coche:

Ten siempre presente a los ciclistas y motociclistas, especialmente en las intersecciones o cuando gires y señaliza adecuadamente tus movimientos, dándoles el tiempo necesario para reaccionar.
En los adelantamientos respeta la distancia lateral de seguridad. Si el espacio no es suficiente, espera a tener las debidas garantías de que el adelantamiento será seguro.
Ten presente que en ocasiones, los ciclistas se ven obligados a efectuar maniobras inesperadas si la carretera está en mal estado, hace viento, o si un coche abre la puerta de forma repentina. Antes de salir del automóvil presta atención y comprueba que no se aproximan otros vehículos.

Respeta siempre las señales de tráfico y los carriles específicos para ciclistas.


Cuando circules en bicicleta:

Circula con seguridad y con confianza, dejando un espacio razonable con la acera y con el resto de vehículos. Señaliza las maniobras de forma clara y con el tiempo suficiente para que el resto de conductores se percaten. Evita adelantar a vehículos de gran tamaño, como camiones o autobuses, ya que la visibilidad suele ser reducida.
Utiliza casco y asegúrate de que está bien abrochado. Hazte visible utilizando reflectantes y otros accesorios como brazaletes o chalecos, especialmente cuando oscurece. También es aconsejable llevar gafas de sol durante el día, así como calzado adecuado con suela de goma, pues resbala menos sobre el pedal. Es importante que el equipamiento sea cómodo.

Cumple las normas de circulación, respeta los ceda el paso, los semáforos y resto de señalización vertical y horizontal. La ley de Tráfico también afecta a los ciclistas.
Circular por las aceras y zonas peatonales está prohibido, salvo en las zonas habilitadas para ello.

Más seguro con Fénix Directo.

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto