Mostrando entradas con la etiqueta autovía. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta autovía. Mostrar todas las entradas

8 de noviembre de 2013

Adelantamientos seguros, ¿cómo realizar la maniobra?

Maniobra de adelantamiento - Fénix Directo

Cuando adelantamos, ponemos en práctica una maniobra en la que nos disponemos a rebasar al vehículo que se encuentra justo delante nuestra y que circula a menos velocidad. Antes de iniciar este movimiento, habrá que cerciorarse de las condiciones y situación de la vía para proceder a realizar el adelantamiento con total seguridad.

Indistintamente del tipo de vía por la que circulemos, ya sea autovía, autopista o carretera convencional de doble sentido, tendremos que tener en cuenta una serie de cosas:



- No nos posicionaremos cerca del vehículo que circula delante nuestra, ya que aparte de estar cometiendo una infracción, no dispondremos del ángulo de visibilidad necesario y nuestro campo de visión se verá reducido.

- Comprobaremos siempre  los espejos retrovisores viendo que ningún otro vehículo se encuentre realizando la misma maniobra ni que circule por el carril izquierdo a mayor velocidad que nosotros.

- Una vez sobrepasado el vehículo, dejaremos distancia suficiente entre ambos al incorporarnos de nuevo al carril derecho, observando por los retrovisores que la figura del coche adelantado se encuentra a una distancia prudente del nuestro.

- El adelantamiento en sí lo haremos de forma gradual, evitando que el resto de conductores tenga que modificar su trayectoria o aminorar la marcha.

¿Cómo efectuar la maniobra?

  • Rápidamente
  • Con decisión
  • Sin realizar movimientos bruscos
  • Acelerando y en la marcha adecuada
  • Informando mediante los indicadores de dirección nuestro desplazamiento
  • Manteniendo la distancia de seguridad
  • Siempre por el carril izquierdo, a una velocidad y distancia adecuada del otro vehículo, que finalmente quedará a nuestra derecha
  • Asegurándonos de que disponemos de la visibilidad adecuada antes de iniciar el adelantamiento
  • Cerciorándonos de que la llevamos a cabo en los tramos en los que la señalización lo permite

Excepciones

En los casos en los que vayamos a adelantar fuera de poblado a vehículos de dos ruedas, peatones o vehículos de tracción animal, tendremos que dejar más distancia de seguridad lateral (como mínimo 1,5 metros) invadiendo una mayor parte del carril contiguo. Además, no debemos olvidar que no está permitido adelantar cuando nos encontramos en pasos a nivel, intersecciones, puentes, curvas, túneles, pasos de peatones y cambios de rasante.

Si somos nosotros el vehículo adelantado, intentaremos, en la medida de lo posible, ajustarnos al borde derecho de la calzada. Nunca aumentaremos la velocidad sino que mantendremos el ritmo que llevamos para facilitar la maniobra y no entorpecer al otro vehículo.

Una vez interiorizados estos consejos, no tendremos que pensar en la maniobra de adelantamiento como un momento de tensión al volante sino que podremos aprovechar para poner en práctica estas medidas disfrutando de una conducción segura.

FÉNIX DIRECTO ® Seguros

4 de noviembre de 2013

Carriles de aceleración y deceleración

Carriles de cambio de velocidad - Fénix Directo







Los carriles de aceleración y deceleración, también conocidos como carriles de cambio de velocidad, se utilizan para incorporarnos a una vía rápida o para efectuar la salida de la misma.



Carril de aceleración

Se trata del carril que sirve para incorporarnos a la circulación y facilitarnos esta maniobra. Todo conductor que desee acceder a una vía más rápida, incorporándose desde otra por la que circule a menor velocidad, deberá cerciorarse de que lo hace correctamente, sin ser un obstáculo para el resto de usuarios de la vía y respetando las normas de circulación. Por tanto, habrá que seguir una serie de pasos:

  • Detenernos al comienzo del carril en caso de ser necesario. Si es que la incorporación no puede efectuarse de forma segura y correcta, tendremos que ceder el paso para poder incorporarnos a la calzada posteriormente, cuando la maniobra sea más clara.
  • Observar el estado del tráfico. Comprobar la circulación, la dirección y la velocidad que el resto de vehículos lleva. Si estos nos impidieran la incorporación, esperaremos hasta encontrar el momento adecuado.
  • Acelerar. Aumentaremos el ritmo de la marcha hasta llegar a una velocidad adecuada que se adapte al tipo de vía para proceder a incorporarnos. Cuando llegue el momento, accederemos al carril correspondiente siguiendo las medidas de seguridad oportunas, haciendo uso de los intermitentes.
  • Facilitar la incorporación. El resto de conductores, ya presentes en la vía, deberán facilitar la incorporación al coche o la moto que entre por el carril de aceleración, cambiándose al carril situado en su izquierda, siempre que esta maniobra sea posible o levantando el pie del acelerador.

Carril de deceleración

Es el carril del que haremos uso cuando queramos abandonar la autopista o autovía. Una vez que tomemos nuestra salida, nos amoldaremos a la nueva situación y zona por la que vayamos a circular.

Habrá que conducir más despacio y adaptar la velocidad, teniendo en mente que posiblemente lleguemos a alguna rotonda con circulación giratoria en la que la velocidad se ve reducida notablemente. También será posible encontrarnos en una vía de doble sentido con coches en dirección contraria, cambios de sentido e intersecciones.

En este caso, lo mismo ocurrirá al tener que abandonar la vía tomando el carril de deceleración:

  • Advertir ópticamente. Señalizaremos correctamente nuestra próxima acción al volante, indicando al resto de usuarios que vamos a abandonar la vía rápida en cuestión.
  • No esperar al último momento. No será necesario esperar al último instante para cambiar al carril de deceleración. Habrá que intentar tomar la salida con unos segundos de antelación, haciendo de nuestra maniobra un movimiento seguro ante todo.
  • No frenar antes de entrar en el carril de deceleración. Una vez dentro del mismo, ya podremos ir reduciendo la velocidad y las marchas correspondientes sin agobiarnos. No es recomendable caer en las prisas, puesto que siempre habrá tiempo suficiente para amoldarnos al ritmo y al tráfico de la siguiente calzada a la que vayamos a entrar.
  • No invadir el arcén a la hora de entrar en este carril. No debemos ocupar parte de las zonas y carriles exteriores ya que hay espacio suficiente para abandonar la vía rápida.

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

2 de agosto de 2013

Distracciones al volante, cómo evitarlas

Evitar distracciones al volante - Fénix Directo

Existe una gran cantidad de factores que pueden afectar a la conducción y que disminuyen la atención al volante del coche.

La acción de conducir requiere la coordinación de los cinco sentidos, por lo que proponemos algunas soluciones para no caer en posibles distracciones.


  • El GPS. El uso de este dispositivo puede ser beneficioso siempre y cuando lo consultemos antes de empezar el recorrido. Podremos utilizarlo de la misma manera solo con sistema de voz mientras estemos en marcha.
  • Los pasajeros del vehículo. Es preferible estar atento a la carretera y no a la conversación con los ocupantes. En el caso de que se viaje con niños, es recomendable organizar todo antes de iniciar el viaje.
  • El teléfono móvil. Las nuevas tecnologías pueden llegar a mermar nuestra atención cuando nos encontramos en movimiento. En este caso, la recomendación es olvidarse de él hasta finalizar el viaje y, si hubiera que usarlo urgentemente, que sea solo en modo manos libres.
  • Comer, beber y fumar dentro del vehículo. Realizar alguna de estas actividades mientras conducimos supone una pérdida importante de concentración. Por ello, lo más adecuado es llevarlas a cabo durante las paradas que debemos hacer cada 200 kms o cada 2 horas aproximadamente.
  • Abrir la guantera, cambiar de emisora o regular el aire acondicionado. Son algunas de las acciones que siempre hacen que no estemos concentrados al 100%. Lo mejor será mantener las dos manos al volante y recurrir al copiloto para que nos ayude en aquello que necesitemos.

Librándonos de las prisas y de las preocupaciones y poniendo en práctica consejos como estos, lograremos disfrutar sin descuidos de un viaje seguro.

También te puede interesar:

> Llévanos contigo allá donde estés con la App Fénix Directo portal móvil

FÉNIX DIRECTO ® Seguros

31 de julio de 2013

Consejos para viajar de forma segura

Un viaje seguro - Fénix Directo

Según la estación del año en la que nos encontremos, la conducción puede variar. En verano, al hacer viajes de larga duración, estamos más expuestos a distintas circunstancias. 

Aunque las temperaturas sean favorables, debemos prestar más atención a nuestro modo de conducir teniendo en cuenta que el riesgo aumenta al haber un número elevado de vehículos en las carreteras. Algunas ideas para disfrutar de un viaje seguro son las siguientes:


  • Realizar una puesta a punto del vehículo mediante una visita previa al taller.
  • Confirmar que llevamos la equipación obligatoria de emergencia en el interior del mismo.
  • Mantener una temperatura de 22ºC dentro del vehículo propicia para la conducción y que evite un consumo mayor.
  • Adoptar una buena postura para realizar las maniobras adecuadamente.
  • Prestar atención a los retrovisores colocándolos en el ángulo correcto.
  • Descansar la noche anterior y llevar ropa y calzado cómodos durante el viaje.
  • Evitar el calor, programar el viaje y las distintas paradas de descanso.
  • Tener a mano los documentos indispensables para circular (carnet de conducir, permiso de circulación, Tarjeta de Inspección Técnica y seguro del vehículo).  
  • Asegurarse de que todos los pasajeros hacen uso del cinturón.
  • Respetar la señalización y la velocidad establecida y mantener la distancia de seguridad.
  • Hacer comidas ligeras y tomar bebidas azucaradas evitando así el ya conocido estado de somnolencia. Y, por supuesto, eliminar la ingesta de alcohol antes de ponerse al volante.

No te agobies por la hora de llegada, deshazte del estrés del momento. Ante todo, debemos tener paciencia.


FÉNIX DIRECTO ® Seguros

24 de julio de 2013

Distancia de seguridad


Fénix Directo Blog - Distancia de seguridad
Con motivo de las vacaciones de verano, todo conductor debe tener en cuenta distintos factores al ponerse al volante del coche, ya se trate de un trayecto corto o de un viaje de distancia superior. Por ello, habrá que tomar una serie de precauciones. Una de las más importantes es guardar la distancia de seguridad.

Si tenemos en cuenta que los desplazamientos durante esta temporada del año suelen ser masivos en España, en primer lugar, es necesario respetar las señales de tráfico y la limitación de velocidad establecida para cada tramo.

Los límites de velocidad actuales para coche y moto se sitúan en:
  • 120 km/h para autovías y autopistas.
  • 90 km/h en carreteras convencionales sin arcén.
  • 50 km/h en zona urbana.
Además de respetar estos límites y según el área donde nos encontremos, tendremos que adaptar la velocidad a cada situación concreta, a cómo se encuentre la circulación en ese preciso instante y al tipo de vía por la que conduzcamos. De esta manera, seremos capaces de reaccionar con suficiente margen en caso de encontrarnos ante una situación imprevista.

Entendemos por distancia de seguridad el espacio que existe entre un vehículo y el que le precede. Esta distancia nos permite una frenada con antelación que evita la colisión con el vehículo de delante. Con el fin de poder guardarla de forma adecuada, la Regla del Cuadrado nos informa al respecto:

Si tomamos como ejemplo los 50 km/h, eliminando la última cifra y multiplicando la que resta por sí misma, obtenemos la distancia de forma sencilla: 5x5 = 25. Por tanto, habrá que mantener 25 metros de distancia con el vehículo anterior y así sucesivamente: a 90 km/h: 9x9 = 81m, a 100 km/h: 10x10 = 100m y a 120 km/h: 12x12 = 144m.

Estas cifras se duplicarán en los casos en que circulemos por carreteras mojadas debido a la lluvia. Luego, a 50 km/h, 50m; a 90 km/h, 162m; a 100km/h, 200m y a 120km/h, 288m.

Otros posibles consejos a la hora de viajar son: parar para descansar cada 2 horas o 200km recorridos y el uso de las luces de cruce durante el día facilitando la visibilidad de nuestro vehículo al circular.



También te puede interesar




FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto