Mostrando entradas con la etiqueta agarre. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta agarre. Mostrar todas las entradas

17 de febrero de 2017

Ventajas de los neumáticos de invierno

Neumáticos de invierno - Fénix Directo Seguros Blog

En época invernal, dadas las condiciones meteorológicas adversas, aumenta el riesgo al circular.

La lluvia, el hielo o la nieve son factores que producen una pérdida de agarre mayor en los neumáticos.

Para situaciones especiales u ocasionales, las cadenas de nieve pueden sacar de un apuro.

Pero si te encuentras en una zona donde nieva frecuentemente y las carreteras son poco transitables o peligrosas, lo más recomendable es colocar neumáticos específicos de invierno.

Además, hay países europeos donde exigen su uso para poder circular por sus vías.

A continuación te contamos las características de estos neumáticos y sus ventajas.

Sus principales diferencias con los neumáticos normales son:
  • Tienen un dibujo más estriado, laminado, anguloso y con más recortes, para favorecer el agarre a la calzada y expulsar el agua.
  • Están compuestos de caucho más flexible ante bajas temperaturas.
Ventajas de los neumáticos de invierno:
  • Más cómodos que las cadenas, pues se instalan al principio de la estación fría y no se cambian hasta que acaba.
  • Menor riesgo que las cadenas, mucha gente no sabe montarlas bien, se pierde tiempo y se corre riesgo en la carretera mientras se ponen.
  • Las cadenas pueden dañar al neumático, así con los neumáticos de invierno se evitan averías.
  • Tienen mejor adherencia, tracción y frenada, proporcionan más seguridad.
  • Al principio, comprar estos neumáticos puede suponer un gasto extra, al tener dos pares más, pero como se combina su uso, la duración también será doble, siempre y cuando los que no se utilizan se almacenen y conserven correctamente.
  • Lo recomendable es ponerlos en octubre y cambiarlos en marzo, pues usarlos en estaciones cálidas supondría mayor desgaste y peor rendimiento.
  • Sobre todo compensan en zonas de montaña, donde nieva o hiela a menudo.
  • No sólo sirven sobre nieve, en superficies secas o mojadas con temperaturas inferiores a 7º tienen muy buen funcionamiento.
  • Tienen menor riesgo de aquaplaning porque expulsan bien el agua.
Suelen costar un 10% más que los neumáticos comunes. Teniendo en cuenta estos datos, puedes valorar si te conviene sustituirlos.

En una próxima entrada, hablaremos sobre su uso obligado en algunos países europeos y las sanciones por no llevarlos.


Más información



FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

25 de enero de 2017

Profundidad mínima de los neumáticos

Profundidad mínima de los neumáticos - Fénix Directo blog

El neumático es uno de los componentes clave en la seguridad del vehículo, ya que es el elemento de unión entre el automóvil y la carretera.

Por ello, el buen estado de los neumáticos es fundamental para que el comportamiento dinámico sea correcto y la conducción segura.

Periódicamente hay que examinar el dibujo y asegurarse de tener una profundidad en las ranuras principales de la banda de rodamiento de 1,6 mm, como mínimo, según establece la ley.

Por debajo de este umbral, además de suponer un peligro para la seguridad, no se pasaría la ITV.

Para medir dicha profundidad, se puede hacer con un profundímetro o mirando los testigos que normalmente llevan incorporados los neumáticos, mediante unas marcas de aviso en otro color.

En cualquier caso, cuando la profundidad del dibujo es menor de 4 mm, la adherencia disminuye notablemente, sobre todo en mojado, siendo más fácil que los neumáticos pierdan el contacto con la calzada y que aumente la dificultad del conductor para frenar o controlar el vehículo.

Los expertos aconsejan cambiar los neumáticos al alcanzar los 2 - 2,5 mm. La profundidad del dibujo se mide en la parte más profunda de las ranuras.

Además de estas recomendaciones siempre es útil:
  • Controlar periódicamente la presión e inflado de los neumáticos recomendadas por el fabricante. Una presión incorrecta por encima o debajo de los límites establecidos, aumenta el riesgo de perder el control y supone un gasto mayor de combustible.
  • Vigilar el estado del compuesto, su cristalización o cuarteamiento por los cambios de temperatura, inclemencias del tiempo como nieve, hielo... incluso la acción de la sal en las zonas de costa.
  • Verificar la alineación y/o equilibrado porque en caso deficiente, la banda de rodadura se desgastará antes o de manera desigual y el coche tendrá peor suspensión.
Un buen mantenimiento periódico del vehículo te garantiza tranquilidad y especialmente en invierno, cuando los fenómenos meteorológicos son adversos y especialmente complicados.

Si te surge un imprevisto en tu viaje, recuerda que los seguros de Coche y Moto de Fénix Directo incorporan la cobertura de Asistencia en Viaje, facilitando auxilio en carretera y casco urbano.

Más información


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto