Mostrando entradas con la etiqueta Inspección Técnica de Vehículos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Inspección Técnica de Vehículos. Mostrar todas las entradas

4 de octubre de 2013

La ITV. ¿Cómo pasarla favorablemente?

Consejos para una ITV favorable - Fénix Directo
La Inspección Técnica de Vehículos, más conocida como ITV, es el requisito indispensable que todo vehículo ha de pasar tras un determinado espacio de tiempo, dependiendo de la antigüedad y modalidad de nuestro coche o moto.


Deben pasar la ITV todos los vehículos matriculados en el territorio español de forma obligatoria. Es sumamente importante someterlos a esta inspección ya que es la que controla el buen estado de todos los dispositivos. Gracias a ella, sabremos si el sistema eléctrico y mecánico se encuentra en perfectas condiciones para circular.

La periodicidad con la que debemos pasar la ITV será variable según la categoría y los años que hayan transcurrido desde su matriculación:

ITV para turismos particulares
  • Coches nuevos hasta el 4º año: exentos.
  • Más de 4 años: bienal.
  • Más de 10 años: anual.
ITV para motocicletas
  • Motos nuevas hasta el 4º año: exentas.
  • Más de 4 años: bienal.
ITV para ciclomotores
  • Hasta el 3er año: exentos.
  • Más de 3 años: bienal.

Tendremos que prestar especial atención a determinadas partes, elementos y factores y, en caso de ser necesario, hacer una visita previa al taller para tener todo a punto justo antes de pasar la ITV.

Documentación. Comprobarán que aportamos la documentación necesaria: Tarjeta de Inspección Técnica de Vehículos, Permiso de Circulación y la póliza del seguro o documentación que acredite que disponemos del seguro obligatorio.

Zona exterior. Revisan esta zona para asegurarse de que no haya piezas de accesorios defectuosas que puedan caerse a la vía, evitando de esta manera que se provoque un accidente. Algunos ejemplos de objetos que examinan son: el estado de la carrocería, la placa de la matrícula, los espejos retrovisores, los bajos, las lunas…

También se tiene en cuenta el estado de los faros y que todas las luces funcionen correctamente para poder ver y ser vistos en todo momento: luces de cruce, de carretera, intermitentes, luz de marcha atrás, luces de frenos…

Zona interior. Se observa que los cinturones funcionen adecuadamente sin bloquearse. De la misma manera, se analiza el cierre centralizado y el estado de las puertas (que abran y cierren bien) y de las ventanillas (que suban y bajen sin problemas).

En la parte mecánica, se estudia a fondo la suspensión, el nivel de emisiones de dióxido de carbono, el motor, el catalizador, la dirección y los frenos. Además, se comprobará que los ejes estén equilibrados y que el nivel de ruido no supere los límites estipulados.

Tras haber realizado el examen y las pruebas necesarias a estos elementos que componen el vehículo, el resultado de la inspección podrá ser, por tanto: 1. Favorable, 2. Favorable con defectos leves (DL), 3. Desfavorable debido a defectos graves (DG) o 4. Negativa por presentar defectos muy graves (DMG). Si superamos la ITV, acto seguido procederemos a colocar la pegatina adhesiva en la luna delantera donde figurará la próxima fecha de inspección. En caso contrario, la ITV conservará nuestra tarjeta a la espera de que volvamos de nuevo una vez subsanados los defectos.

En nuestra vida diaria y por un mayor nivel de confianza al circular, es fundamental que todo vehículo tenga en vigor la ITV. Esta certificación acredita que cumplimos con las normas de seguridad establecidas y que, al no producir emisiones nocivas y dañinas, estamos ayudando al medio ambiente.

También te puede interesar:

> Diccionario de Seguros. Definición ITV
> Calcula tu seguro en Fénix Directo
> Localizador ITV por provincias de la DGT
> Manual ITV del Ministerio de Industria, Energía y Turismo

FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

29 de junio de 2011

La ITV para turismos de uso particular

ITV TurismosLa Inspección Técnica de Vehículos, popularmente más conocida con las siglas ITV, es un servicio público con el que se pretende reducir los accidentes causados por fallos mecánicos en los automóviles, así como controlar los niveles de emisiones contaminantes producidas por los vehículos a motor, con el fin de contribuir a la conservación del Medio Ambiente.

En Europa, la Inspección Técnica de Vehículos o ITV, está regulada por la Comunidad Europea a nivel inter-comunitario, cuya directiva comunitaria está transpuesta a la legislación española. No obstante, las competencias en materia de organización, control y regulación del funcionamiento de los centros de ITV están transferidas a las Comunidades Autónomas, que son finalmente las responsables de la prestación de este servicio en cada Comunidad Autónoma.

La inspección es necesario realizarla en una estación ITV autorizada a tal fin por el órgano competente de la Comunidad Autónoma.

En lo relativo a los turismos o coches de uso particular, la normativa establece que la inspección técnica periódica de los vehículos de uso privado dedicados al transporte de personas, excluidas las motocicletas, vehículos de tres ruedas, cuadriciclos, quads, ciclomotores de tres ruedas , cuadriciclos ligeros y ciclomotores de dos ruedas, con capacidad de hasta nueve plazas, incluido el conductor, autocaravanas y vehículos vivienda, se hará con la siguiente frecuencia, dependiendo de la antigüedad del coche:
  • Antigüedad del coche hasta cuatro años: Exento.
  • De más de cuatro años: Bienal.
  • De más de diez años: Anual.
Durante la inspección, se comprueban los sistemas mecánicos del coche que intervienen en la seguridad del mismo y se controlan los niveles de emisiones contaminantes. El usuario debe presentar a la inspección los originales de la Tarjeta de Inspección Técnica (ITV) y el Permiso de Circulación, así como otros documentos complementarios en caso de inspecciones extraordinarias (coches accidentados, reformas, etc...).
Previamente, es conveniente solicitar cita telefónica y cuanta información se estime oportuna a la estación ITV a la que se pretende acudir.

En el proceso de inspección, se comprueban los siguientes sistemas:
  • La alineación de las ruedas directrices.
  • Las luces de corto y largo alcance y resto de indicadores luminosos del coche.
  • La eficacia del sistema de frenado.
  • El mecanismo de dirección.
  • Los bajos del coche.
  • El estado de desgaste de los neumáticos.
  • El nivel de emisiones contaminantes.
  • El acondicionamiento interior, incluyendo los anclajes de los cinturones de seguridad.
Finalizada la inspección, la estación ITV emite el Informe de Inspección Técnica que describe los resultados de la inspección. En función de los defectos detectados pueden darse los siguientes resultados de la inspección:
  • Inspección favorable: No se han encontrado defectos.
  • Inspección favorable con defectos leves: Los defectos encontrados tienen carácter leve, debiendo ser subsanados antes de la próxima inspección del vehículo.
  • Inspección desfavorable: Se han encontrado defectos graves. El coche debe ser reparado y debe volver a pasar nuevamente la inspección.
  • Inspección negativa: Se han encontrado defectos muy graves. El coche debe ser retirado y llevado a un taller por una grúa.
En los casos 1 y 2, se entrega al usuario la Tarjeta ITV sellada y firmada por el técnico competente, donde además figura la fecha de la próxima inspección, así como el distintivo de ITV adhesivo para pegar en el parabrisas del coche, cuyo color varia en función de la fecha. Todos los coches que superan favorablemente la inspección técnica deben llevar el distintivo que lo acredita.
En los casos 3 y 4, es decir, cuando la inspección es desfavorable o negativa, la estación ITV retiene la Tarjeta ITV y no la devuelve al titular hasta que los defectos han sido subsanados y se ha pasado la inspección favorable o se acredita que el vehículo ha sido dado de baja.

Coches accidentados

Todo coche que haya sufrido un daño importante que pueda afectar a algún elemento de seguridad de los diversos sistemas (dirección, suspensión, transmisión o frenado) o al bastidor o estructura autoportante en los puntos de anclaje de alguno de estos órganos, debe ser presentado a inspección antes de su nueva puesta en circulación, en la que se dictamine sobre su aptitud para circular por vías publicas.

El agente de la autoridad encargado de la vigilancia del tráfico que realiza el informe y el atestado será quien proponga la inspección del vehículo antes de su puesta en servicio después de la reparación. A estos efectos intervendrá el permiso de circulación, remitiéndolo a la Jefatura Provincial o Local de Tráfico donde haya sido matriculado el coche.

Si procede, dicha Jefatura comunicará al titular del vehículo la necesidad de presentarlo a inspección técnica y también se lo comunicará al órgano competente de la Comunidad Autónoma de matriculación del coche o, en su caso, del lugar en que el titular haya declarado al agente de la autoridad que el coche va a ser inspeccionado.

Cuando el titular del coche haya realizado las oportunas reparaciones, solicitará un permiso a la Jefatura Provincial o Local de Tráfico del lugar donde el vehículo ha sido reparado para pasar la inspección técnica, y si la inspección es favorable, previa presentación del informe, le será devuelto el permiso de circulación.


Más información


FÉNIX DIRECTO ® Seguro que Sí

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto