21 de noviembre de 2014

Inundaciones: un fenómeno común en invierno

Qué hacer en caso de vernos sorprendidos por una riada cuando vamos en el coche

Que hacer en caso de inundación - Fenix DirectoCon lluvia intensa es preferible no circular con el coche por carreteras secundarias. Si tienes que viajar se aconseja utilizar vías principales, autopistas o autovías.

Nunca estaciones tu coche o tu moto en las proximidades de los ríos. En esta época del año sobre todo, las precipitaciones intensas pueden dar lugar a caudales extremos o crecidas de los ríos, provocando que los terrenos se inunden y ocasionando daños materiales, y con posibles consecuencias para las personas.

¿Sabías que 60 cm de profundidad bastan para arrastrar la mayoría de los vehículos?

A una profundidad de entre 30 y 45 centímetros el automóvil comienza a descontrolarse y superando esta medida, es muy probable que sea ya arrastrado por la corriente.

¿Cómo actuar ante una riada?

Lo primero que debes hacer si te ves en peligro o no sabes qué hacer, es alertar a los servicios de emergencia en el teléfono 112. Si circulas por una vía secundaria, no sigas avanzando por ella. Busca la primera salida hacia una vía principal.

Evita cruzar zonas inundadas, puede ser muy peligroso, y es fácil que perdamos el control del coche. Aunque parezca seguro o conozcas bien la zona el riesgo es elevado, pues el nivel que vemos en la orilla puede darnos una idea falsa de la profundidad real en el centro del cauce.

Si ves que el agua ya supera la altura de los bajos abandónalo inmediatamente. Si la situación se complica y el agua ha subido tanto que ni siquiera eres capaz de abrir la puerta, puedes hacerlo por la ventanilla. Si no consigues bajar el cristal, rómpelo con un objeto punzante.  A un precio muy económico podemos adquirir un martillo con punta de acero que nos vendrá muy bien ante una emergencia de este tipo.
Recuerda no obstante, si estas atrapado dentro del coche y no consigues abrir la puerta o romper la ventana, que cuando el agua entra al interior y la presión se iguala, la puerta cederá.

Una vez fuera del vehículo no luches contra la corriente. Los expertos aconsejan nadar hacia la orilla o un lugar seguro, pero siempre favor de la corriente.


Información de interés:


Ver Revista de Tráfico y Seguridad Vial - Num 199 - año 2009 

TRADUCIR

Calcula ahora tu seguro de Coche o Moto